Carabobo

Trabajadores de GoodYear protestaron por cierre

La Calle| Ruth Laverde M.- Trabajadores de GoodYear protestaron la mañana de este lunes en rechazó a la cuarta paralización realizada por parte de la planta en menos de tres meses, con pancarta en mano los cientos de trabajadores manifestaron de forma pacífica su malestar asegurando que hay materia prima sin embrago los “obligaron” a paralizar de forma inconsulta. En este sentido, Gregorio Sivira, presidente del sindicato aseguró que a través de un comunicado la empresa participó la decisión de paralizar una semana la producción, explicó que aunque a la empresa se le liquidó 16 millones de dólares en el mes de agosto solo compró unos 400 mil kilos entre goma sintética y natural, sin embargo falta en el inventarios dos pigmentos importados fundamentales para la producción. Añadió que son alrededor de mil 700 trabajadores entre directos e indirectos cuyos ingresos se ven afectados. Por su parte, Luis Alberto Álvarez, secretario general del sindicato de Pirelli acudió al encuentro de los trabajadores en apoyo a la acción. Durante su intervención, calificó como una “trampa de los empresarios” que se pare la producción cuando existe materia prima para laborar, reiteró su denuncia sobre que solo elaboran 300 0 400 cauchos Rin 13 y Rin 14, los más demandados por la población. El resto consiste en tipos de mayor volumen, usados para camionetas, camiones; tractores, aseguró que la misma materia prima que se usa en estos podría usarse para las ruedas pequeñas y no lo hacen pues los más grandes les genera mayores dividendos. No obstante mencionó que los empresarios lo que pretenden es generar caos, y un desabastecimiento el cual lo padece la ciudadanía a diario, “La empresa fabrica cauchos de medidas más grandes, pero quienes usan estos cauchos son los más pudientes de este país”. Por lo anterior expuesto hizo un llamado al Gobierno para que ponga mano dura a quienes pretenden jugar con los más necesitados. El representante sindical, informó que en el transcurso de la Semana Santa llegó materia prima para trabajar hasta el mes de agosto en un 100% de la capacidad.