Nacionales

Intervienen deforestación ilegal en poblado merideño de La Azulita

El Tribunal Agrario Superior y la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) ordenó la paralización de actividades y la retención preventiva de maquinaria pesada, en una deforestación no autorizada en el sector Urumal, aldea Maporal del municipio Andrés Bello de Mérida.

La acción ecosocialista da cumplimiento al Decreto de Protección Ambiental de las Cuencas y Microcuencas de la jurisdicción, ubicada en la región andina venezolana, informó este viernes el ayuntamiento de Andrés Bello, en una nota de prensa.

El alcalde, Ramón Rodríguez, y la juez superior agraria del estado, Katherine Beltrán, inspeccionaron el área de 1.300 metros cuadrados, afectada con la tala y el aprovechamiento ilegal de ejemplares forestales como laurel, pino lazo y caimito.

“El Gobierno Nacional y municipal están preocupados por el tema del agua. Estamos en una zona protegida y la gente tiene que asesorarse en torno a los diferentes espacios del municipio”, acotó el alcalde Rodríguez.

La juez Beltrán explicó que el decreto aplicado prohíbe la expansión de la frontera agrícola en cercanías del sistema de nacientes y humedales.

Dijo que en el sitio se evidenció el represamiento de dos cuerpos de agua, que tributan a los caudales para surtir el vital líquido en aldeas cercanas.

Informó además que la Fiscalía 23 de competencia ambiental abrirá la investigación por daños al ambiente y expansión de la frontera agrícola en Área Bajo Régimen de Administración Especial.

El procedimiento se efectuó con apoyo de efectivos militares adscritos a la Tercera Compañía del Comando de Zona N° 22 para el Orden Interno de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), institución que velará por el cumplimiento del acta levantada en el sitio con acuerdos para la protección ambiental.

HC/ ANV