Variedades

Frida Kahlo nació hace 109 años

Un día como hoy 6 de julio de 1907 nace en Coyoacán México la pintora Magdalena Carmen Frida Kahlo Calderón, más conocida como Frida Kahlo.

Marcada por el sufrimiento y el dolor, la artista mexicana Frida Kahlo, calificada como surrealista a pesar que ella siempre dijo que no pintaba sus sueños sino su propia realidad, cumpliría hoy 109 años.

A los seis años de edad se vio afectada por la poliomielitis y eso le dejó como secuela una pierna mucho más corta y delgada que la otra, desde ese momento su vida fue muy triste y llena de complejos.

En 1922 ingresó a la Escuela Nacional Preparatoria de México, en dónde se caracterizó por ser rebelde, incluso en ocasiones se vestía de hombre únicamente para molestar, principalmente a sus familiares. En esa época conoció al muralista mexicano Diego Rivera.

Un día, en 1925, cuando regresaba de la escuela, Frida se vio involucrada en un trágico accidente, que casi le costó la vida, y que le dejó fracturadas la columna vertebral, la clavícula, varias costillas, la pelvis y una pierna en once lugares diferentes. Requirió más de 30 dolorosas operaciones.

El tratamiento y rehabilitación le implicaron reposo absoluto y el aburrimiento que le produjo ese descanso la llevó a empezar a pintar, pasatiempo que se convirtió en pasión. “Yo pinto mi propia realidad, lo único que sé, es que pinto porque lo necesito, y pinto lo que se me ocurre, sin más consideraciones”, dijo.

Todo el sufrimiento se reflejó en sus cuadros, por ello, en muchas de sus obras se retrataba a sí misma con un collar de espinas, clavos, o cortes en el cuerpo. Ella misma decía “Mi pintura lleva un mensaje de dolor. Ha completado toda mi vida”.

En 1929 Kahlo contrajo matrimonio con Diego Rivera, una relación apasionada y alocada de dos personas de carácter fuerte. En 1940 se divorciaron, pero antes que trascurriera un año volvieron a casarse. A pesar que Frida era tan infiel, incluso con mujeres, como su marido, ella decía que ser la mujer de Diego era la cosa más maravillosa del mundo. “Yo le dejo jugar al matrimonio con otras mujeres. Diego no es el marido de nadie y nunca lo será”, dijo.

La pareja recibió a numerosos visitantes de Estados Unidos y Europa, y los dos tuvieron numerosas aventuras amorosas. Quizás la más famosa de Kahlo fue con el exiliado líder comunista ruso León Trotsky.

“Ella era una de las pocas mujeres liberales de esa época que tenía una carrera, vivía una vida independiente, decía lo que pensaba, actuaba como le parecía y estaba liberada de restricciones sociales”, dijo Carlos Phillips, director del museo Frida Kahlo. Pero la constante infidelidad de Rivera, incluyendo una aventura con la hermana de la pintora, suscitó una famosa frase de Kahlo de que había padecido dos accidentes en su vida: el del autobús y Rivera. 

Los sufrimientos de Frida aumentaron porque debido a sus lesiones, nunca pudo tener hijos, lo cual tardó mucho en aceptar.

Por su parte, Diego Rivera, a pesar que pasaba aventuras con otras mujeres, ayudó a Frida en muchos aspectos. Él fue el que le sugirió que vistiera con traje tradicional mexicano consistente en largos vestidos de colores y joyería exótica. Rivera amaba la pintura de Kahlo, fue su principal admirador, en cambio Frida, fue la mayor crítica de Diego y el amor de su vida.

Con la ayuda de los pintores Andre Bretón y Marcel Duchamos, Frida pudo exponer algunos de sus cuadros en Estados Unidos y Europa. En 1943, en la última y única exposición que la artista realizó en su país natal, escandalizó al público, porque hizo que la llevaran a la exposición en la Galería de Arte Contemporáneo, en camilla. La dejaron en medio de la sala y ella contó chistes, cantó y bebió toda la tarde, situación que provocó, al final, el éxito de la muestra.

Poco después le amputaron una pierna, y eso la sumió en una gran depresión que la llevó a intentar el suicidio en varias oportunidades. Murió el 13 de julio de 1954. Sus últimas palabras en su diario fueron “Espero que la marcha sea feliz y espero no volver”.

A 109 años de su nacimiento y casi 53 años de haber muerto, Kahlo ha sido motivo de inspiración para exposiciones, diseños de moda, e incluso reproducciones de sus obras en artículos decorativos. En Estados Unidos la oficina de correos imprimió su imagen sobre la estampilla de 34 centavos, siendo la primera mujer hispana en recibir ese honor.

Pero en los últimos años, su arte es requerido por museos importantes en todo el mundo y sus vestidos han inspirado a diseñadores de modas. Su estilo de vida bohemio -que se cruzó en el camino de muchos artistas, escritores y celebridades- ha sido objeto de obras de teatro y la película del 2002 Frida, interpretada por Salma Hayek.

En México, Kahlo parece haber adquirido estatura de heroína. En puestos callejeros se venden reproducciones de sus obras, fotografías y camisetas junto con recuerdos de Pancho Villa y Emiliano Zapata.