Tecnología

El scooter se une a la tendencia de los transportes autónomos

Especialistas del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT, por sus siglas en inglés) y la Universidad Nacional de Singapur se han unido para desarrollar el primer scooter autónomo.

Aunque puede sonar un poco gracioso, se trata de un proyecto que tiene como objetivo convertirse -en un futuro no tan lejano- en una opción de transporte para personas con algún tipo de discapacidad física. El usuario podrá desplazarse sin problemas fuera o dentro de un recinto.

Este scooter -muy similar a una silla de ruedas- es capaz de desplazarse, detenerse y esquivar obstáculos de forma autónoma. Integra los mismos sensores y softwares que tienen los vehículos sin conductor.

El scooter ha sido recientemente probado con éxito. “Lo hemos estado probando en espacio angostos”, comentó Scott Pendleton,  graduado de ingeniería mecánica de la Universidad Nacional de Singapur.

“Uno de los espacios en los cuales probamos el scooter fue el ‘Corredor Infinito’ del MIT, el cual tiene un serio problema de localización, ya que es un largo corredor sin muchos rasgos distintivos. (…) Pero nuestros algoritmos demostraron funcionar muy bien en este nuevo entorno”, agregó el especialista.

El sistema de este scooter contiene algoritmos de control de bajo nivel que permiten que un vehículo responda de forma inmediata a cambios en su entorno, como cuando una persona se cruza en su camino. También cuenta con algoritmos de planificación de ruta, de localización y de construcción de mapas.

Del mismo modo, especialistas de la Universidad de Bothell en Washington están creando una bicicleta autónoma para transportar a personas de una forma más sencilla.

Estos proyectos reafirman que la tendencia actual es el desarrollo de medios de transportes que se desplacen sin la necesidad de que alguien los maneje.