Noticias las 24 Horas

Un homicida y 11 reclusos más se fugaron de los calabozos de Polisandiego

Un homicida y 11 reclusos más se fugaron de los calabozos de Polisandiego

María Eugenia Espinoza/.

La madrugada de este viernes se evadieron 12 reclusos de la comandancia de la Policía Municipal de San Diego.

Trascendió de manera extraoficial que los detenidos habrían abierto un boquete en la pared trasera de uno de los calabozos, por donde alrededor de las 5:00 a.m. lograron escapar.

La directora general del Instituto Autónomo Municipal Policía de San Diego, comisionada agregada Tibisay Pérez Bustamante, notificó que en horas de la madrugada de este viernes, tuvo lugar la fuga de doce privados de libertad de las Instalaciones de este Instituto, cuyos nombres son: Kelvis Samuel Morales Franco, Cesar José Contreras Verte, Johan Pierre Abad Álvarez, Werdi Soto Díaz, Andrés Eduardo Guillen Torres, Raúl David Pérez Quintero, Miguel Jesús Alcalá Ruiz, Felipe Ramón Alcalá, Carlos Luis Zanabria Moreno y Raúl David Pérez Quintero, quienes estaban recluidos en la policía municipal por el delito de robo agravado, así como Víctor José Palencia Palencia, detenido por porte ilícito de arma de fuego y Rossenouff Carcuera Ramses Michett, recluido por el delito de homicidio. 

El caso se encuentra a la orden de la Fiscalía del Ministerio Público y doce funcionarios de la Policía Municipal de San Diego que se encontraban de guardia para el momento de la fuga, están a la orden de la Inspectoría para el Control de la Actuación Policial del Instituto, para las averiguaciones pertinentes.

El Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalística (Cicpc), está encargado de las actuaciones correspondientes a la investigación del caso, apoyándose en los roles de servicio, la copia de los libros de novedades y el CD contentivo con los vídeos de las cámaras de grabación del comando.

La comisionada Pérez recalcó que los comandos policiales son centros de detención preventiva, diseñados para albergar detenidos durante lapsos menores de 48 horas, a pesar de no contar con la infraestructura ni los espacios ni insumos básicos adecuados, de acuerdo a la legislación vigente, para posteriormente ser trasladados a un centro de reclusión penitenciaria. Sin embargo, los centros penitenciarios no reciben a los detenidos y los órganos de seguridad ciudadana a nivel nacional, han tenido que asumir la custodia, alimentación, medicinas, resguardo, vestimenta, salud emocional, psicológica, y  recreación de dichos privados de libertad, de lo cual no poseen competencias, presupuesto, ni atribución. “Es importante reseñar, que en reiteradas oportunidades se han solicitado el traslado de los mismos, no obteniendo respuesta satisfactoria” enfatizó la directora del cuerpo de seguridad.

En nota de prensa se conoció que la alcaldía de San Diego ha asumido la construcción de nuevos calabozos para la atención de los detenidos, ya que se presentan gran hacinamiento de ciudadanos privados de libertad, teniendo que recurrir a la adecuación de espacios de uso policial como áreas de detención, tales como (depósitos, comedores, oficinas, taller mecánico). Es de destacar que entre los evadidos existían privados con casi 4 cuatro años de permanencia en la institución y con estatus de penados, procesados y por debido proceso.