Internacionales

Cuatro policías antinarcóticos colombianos mueren en accidente aéreo

AP/Andrés Sandoval Buono

Cuatro miembros de la policía antinarcóticos colombiana murieron cuando la aeronave que los transportaba se precipitó a tierra en una zona del centro-oeste del país.

Se trata del mayor Andrés Valbuena Cadena, quien piloteaba la aeronave Beechcraft C-99 de matrícula PNC-203, los tenientes Carlos Andrés León Caicedo, Juan Alcides Sosa Triana y el subintendente John Wílfer Parra Solano.

El pequeño avión tipo Beechcraft c-99 con espacio para 11 pasajeros había salido el miércoles de Bogotá con destino final en la ciudad de Ibagué, pero cuando se aproximaba al lugar en horas de la noche cayó a tierra. Los cuatro ocupantes, incluidos los tripulantes, fallecieron de inmediato debido al fuerte impacto de la caída.

Según la policía el avión realizaba un vuelo de entrenamiento nocturno.

De acuerdo a información suministrada por las autoridades, el avión, que se encontraba en maniobras de vuelo de entrenamiento aéreo, cubría la ruta Bogotá-Mariquita y, posteriormente, hacia el aeropuerto Perales de Ibagué, para realizar entrenamiento nocturno.

El presidente Juan Manuel Santos se solidarizó el jueves con los familiares de los fallecidos y manifestó su “profunda tristeza por el accidente aéreo en cercanía de Ibagué que cobró la vida de cuatro héroes de nuestra policía”.

En tanto, El Ministerio de Defensa publicó en Twitter que “la institución ya está al frente de las investigaciones”.

La Policía lamentó el hecho y aseguró que ya se realizan investigaciones para determinar la causa del accidente.

Organismos de socorro llegaron a la zona para cumplir con el proceso de recuperación de los cuerpos y se espera que unidades de la Fiscalía desarrollen la diligencia de levantamiento de los cadáveres.

Fuentes de la Aeronáutica Civil informaron que la aeronave cayó a pocos metros de la terminal aérea, en donde se encontraban realizando tareas de calibración de sus equipos.

Vecinos del sector informaron que, a pesar de que las condiciones metereológicas eran adecuadas, el avión dio dos vueltas sobre el Aeropuerto Perales antes de caer en una finca cercana.