Destacados Sucesos

Inquilinos descuartizaron, quemaron y enterraron a hombre, mujer y bebé para quedarse con su casa

Rosbeth Castillo

Arrendatarios ultimaron, desmembraron, incineraron y sepultaron a tres miembros de una familia para apoderarse de la vivienda; el abominable hecho de sangre se registró entre la noche del miércoles y la madrugada del jueves en el sector 23 de Enero de Maracay estado Aragua.

Una comisión de funcionarios adscritos al Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc), pertenecientes a la División  de Homicidios de Aragua, desenterraron tres cadáveres desmembrados y en estado de descomposición en una fosa común construida en la parte posterior de un rancho en los terrenos de Mary, San Vicente al oeste de la ciudad de Maracay del municipio Girardot.

Según fuentes ligadas a la investigación, el suceso se habría registrado entre la noche del miércoles y la madrugada del jueves, cuando una mujer, un hombre y un infante de los que se desconocen mayores detalles, habrían sido asesinados en circunstancias muy extrañas, para luego ser desmembrados, quemados y enterrados en una zona boscosa, detrás de una casa de construcción artesanal ubicada en la calle Soledad del referido sector.

De acuerdo al relato extraoficial, las víctimas formaban parte de una familia de cuatro integrantes, cuya única sobreviviente sería una menor de 4 años de edad, la cual los homicidas regalaron en Petare estado Miranda. Información que pudo ser recabada mediante la investigación periodística realizada en el aparente lugar del suceso.  En el lugar fueron encontrados ciertos documentos que de alguna manera, indican un rumbo para entender el macabro caso.

Haciendo una estructuración de lo ocurrido, basados en la presunción, el móvil del crimen apunta a que los criminales tenían como objetivo apoderarse de la vivienda que compartían las víctimas con sus homicidas, ubicada en el barrio San Vicente, en la cual, las presuntas atacantes, identificadas como mujeres, vivían de manera alquilada y cancelaban un monto de 100 mil bolívares mensuales.

Bajo el manto de la hipótesis, las mujeres involucradas en el suceso, contrataron a un funcionario de un ente de seguridad no especificado para cometer el triple homicidio, quien luego de llevarlo a cabo, se habría encargado de trasladar los cuerpos hasta el lugar donde fueron encontrados por las autoridades, a bordo de una unidad de transporte público.

En cuanto a la captura de los involucrados en el suceso, se pudo conocer que las comisiones de la policía científica encargadas de la investigación detuvieron a cinco personas, tres mujeres y dos hombres y aún faltan siete por apresar.

Cabe destacar, que los sabuesos dieron con la tumba improvisada luego de someter a intensos interrogatorios a una de  las ciudadanas, quien en medio de la turbulencia dio detalles del triple homicidio y el lugar donde arrojaron los cadáveres.

Aproximadamente a las 4:00 de la tarde del viernes, las comisiones bajo la responsabilidad del jefe de Homicidios de Aragua, comisario Cruz Vásquez, se trasladaron al lugar, junto con el apoyo del Cuerpo de Bomberos, se procedió a exhumar las evidencias que mostraron signos de calcinamiento.

En el sitio se observaron rastros de cenizas debajo de un arbusto, así como también un objeto contundente con el cual abrieron una fosa clandestina. Dentro del rancho se localizaron documentos que refieren nombres de la mujer y su hija menor de edad, además de prendas de vestir que corresponderían también a las víctimas.

Dada su naturaleza, el  suceso se muestra complicado y corresponde a los funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas aclarar las circunstancias de cómo sucedieron los hechos, cuya saña macabra causó conmoción y consternación entre los pobladores de Mary y sectores aledaños.

Los restos, desmembrados y en descomposición, serán sometidos a los estudios de antropología y odontogramas forenses, así como a otros  análisis que se requieran para tal fin y proceder científicamente a determinar el sexo.