Destacados Sucesos

PoliGuacara detuvo enfermero bachaquero

(20.09.2018 / Prensa Alcaldía Socialista de Guacara). – Luego de un arduo trabajo de inteligencia por parte de efectivos del Instituto Municipal de la Policía de Guacara (Impogua), en atención a los lineamientos del alcalde Johan Castañeda,  este miércoles fue detenido un sujeto acusado del robo de medicamentos del Hospital Miguel Malpica para luego revenderlos a precios exorbitantes.

 

La información fue aportada por el director del cuerpo de policía, comisario Johnnys Gutiérrez quien informó que el ilegal oficio era orquestado  por Jorge Luis Diamon Hurtado de 30 años, residenciado en el sector 1 de El Samán, y del que se conoció trabajaba como enfermero del centro de salud local, posición que le sirvió para sustraer de manera ilícita los fármacos.

 

Gutiérrez, señaló que la aprehensión se logró gracias a las constantes denuncias de los vecinos de la comunidad a través de la línea telefónica 0800-Poligua (0800-7654482), que llevó a los uniformados a dar con el paradero del malhechor, quien al verse sorprendido mostró una actitud nerviosa emprendiendo una veloz huida que  acabó en una vivienda cercana, en donde fueron incautadas unas cajas de cartón contentivas de antihipertensivos, antiinflamatorios, vitaminas, antialérgicos, jeringas, scalp, suturas, catéter, solución fisiológica, gasas, adhesivos, guantes quirúrgicos, bisturí,  entre otros.

 

En tal sentido, el alto funcionario indicó que según las investigaciones preliminares, todo hace presumir que Diamon Hurtado, valiéndose de su condición de enfermero hurtaba los medicamentos, que son suministrados por el Gobierno central para los pacientes del nosocomio, para ser vendidos a elevados costos, un negocio ilícito conocido como bachaqueo.

 

Al respecto,  el alcalde Johan Castañeda, a través de sus redes sociales expresó su rechazo ante este tipo de prácticas, al señalar  “quien juegue con la salud de los guacareños, su destino será tras las rejas, seremos implacables; condenamos categóricamente estos actos viles por parte de personas que se lucran sin importar la necesidad de un pueblo”.

 

El caso fue puesto a la orden de la Fiscalía Sexta del Ministerio Público a fin de determinar las responsabilidades a que haya lugar.