No menu items!
miércoles, mayo 29, 2024

Carabobeños rechazan incremento de bono y cesta ticket

Más Leídas
- Publicidad -spot_imgspot_img

Este martes la tristeza se apoderó de las calles valencianas: apenas se escuchaban conversaciones, casi murmullos, sobre el silencio de las autoridades respecto al incremento del salario mínimo que era tradición todos los primeros de mayo, Día del Trabajador en Venezuela.

El presidente de la República, Nicolás Maduro, anunció un ajuste en bonificaciones y cesta ticket, pero no mencionó nada sobre el sueldo base.

Los educadores de la entidad, quienes protagonizaron la mayoría de las protestas en la entidad, también rechazaron la medida de Maduro y tildaron de “antiobrero” su discurso por el Día del Trabajador. 

“Todavía no se honra el artículo 91 de la Constitición porque aún no tenemos un salario digno. Los trabajadores activos, jubilados y pensionados están definitivamente sentenciados a una vida de pobreza”, opinó Juan Tortolero, secretario general de Sitraenseñanza en la región.

Por su parte, Wilfredo Briceño estaba casi imperturbable. El comerciante independiente de la capital perdió la confianza en los líderes gubernamentales hace años y no tenía esperanza alguna de que el Ejecutivo Nacional hiciera un incremento justo del salario. 

Sin embargo, manifestó su preocupación ante la situación, pues reconoce que si la economía nacional sigue tambaleándose, sus ingresos pueden verse perjudicados. “Tengo un puesto de comida callejera. El dinero que percibo depende de mí y no tengo cesta ticket ni me cae ningún bono, pero sé que si las personas no ganan lo suficiente, no pueden comprarme ni un perrito caliente”, meditó Briceño.

Javier Montoya, valenciano de 72 años de edad, decidió emprender como comerciante informal porque la pensión no le alcanza para cubrir sus gastos primordiales. Consideró que el ajuste al bono es beneficioso para él, aunque asegura que 30 dólares siguen siendo insuficientes.

“Algo es algo. Igual tengo que salir a la calle todos los días”, comentó el septuagenario que vende mamones, bianchis y lentes de fórmula en la Av. Lara de la ciudad. 

Otros trabajadores de empresas privadas aseveraron que el anuncio del presidente no los beneficia. “El bono es para los de la administración pública y la mayoría de los que trabajamos en el sector privado ganamos por honorarios y no por contrato, así que tampoco recibimos la cesta ticket”, señaló un empleado de una ferretería carabobeña.

- Publicidad -spot_img
- Advertisement -spot_img
Últimas publicaciones
- Advertisement -spot_img
Más Leídas
Últimas publicaciones

Noticias relacionadas

- Advertisement -spot_img
× ¡Whatsapp La Calle!