No menu items!
miércoles, mayo 22, 2024

“Un regalo a la Iglesia de Venezuela” considera monseñor Diego Padrón su nombramiento como cardenal

Más Leídas
- Publicidad -spot_imgspot_img

(Marlene Piña Acosta).- Monseñor Diego Padrón, arzobispo emérito de Cumaná y párroco de La Inmaculada Concepción, recibe con mucho agradecimiento pero también con mucha humildad su nombramiento este domingo como nuevo cardenal venezolano por parte del Papa Francisco.

Todavía se aprecia sorprendido por el nombramiento que lo considera como un regalo dado a la Iglesia de Venezuela. “Tampoco es exclusivamente a mi persona, es un reconocimiento en todo caso a la Iglesia venezolana, a la Conferencia Episcopal, en función de que uno pueda hacer un bien más amplio dentro de la Iglesia, incluso en beneficio de todo el país”, dijo el prelado carabobeño.

Este lunes, ofreció sus primeras declaraciones, tras el título que es honorífico, durante una rueda de prensa, ofrecida en la sede de la Fundación Señor Que Todos Escuchen Tu Voz (Fundase), en el centro de Valencia,  acompañado de monseñor José Jiménez, Vicario General de la Arquidiócesis de Valencia, y el padre Miguel Romero, director de medios.

Monseñor Diego Padrón es nativo del municipio Montalbán del estado Carabobo,  y muy querido en su parroquia La Inmaculada Concepción, ubicada en la avenida Bolívar norte de Valencia, donde desarrolla importantes programas sociales.

Diego Padrón
Foto: Juan Carlos Hernández

Sostuvo que fue una sorpresa no solo para él sino también para los 21 nuevos miembros del Colegio Cardenalicio. “Nadie se lo esperaba. Le comentaba hace poco a monseñor José Jiménez y al padre Miguel que los mismos periodistas de Roma tampoco se lo esperaban, porque suele haber un tiempo para los anuncios de los consistorios que es la convocatoria que hace el Pontífice  a los cardenales”.

Cuál es el papel que jugará como representante de la Iglesia particularmente de Valencia?, se le preguntó.

-El único papel que juego en estos momentos es el de párroco de La Inmaculada Concepción, en Valencia. Yo sigo siendo párroco, lo que pasa es que ahora la parroquia tiene un párroco que es cardenal, pero fuera de eso no hay ningún otro cambio, ni en mi persona, ni en la estructura como tal.

Anunció que continuará con los programas sociales en la parroquia, donde ofrece comida diaria para todo el que llegue y la entrega de una bolsa de comida que dura 20 días para un número determinado de familias, previamente censadas y conocidas sus necesidades.

A una pregunta sobre su principal mensaje al pueblo venezolano, luego del nombramiento, citó en primer lugar agradecer profundamente al Papa ese gesto que lo interpreta como un regalo. “No es un premio a mi persona”, recalcó.

“Yo considero que estaba en una cola de último lugar y me pasaron al primer lugar. Así que agradezco muchísimo al Papa Francisco su gentileza por este título que me otorga como un regalo y no como un premio”.

Citó que en segundo lugar también lo entiende como un regalo dado a la Iglesia de Venezuela, un reconocimiento en todo caso a la Iglesia venezolana, a la Conferencia Episcopal.

Consultado  sobre cuándo viajará a Roma, estimó que será en los últimos días de septiembre, porque la entrega de la insignia es el 30 de ese mes. Reiteró que a su regreso seguirá siendo el párroco que venía siendo en La Inmaculada. “Allí seguiré mientras pueda”, recalcó.

Monseñor Diego Padrón aclaró que el papel de los cardenales no electores es estar a disposición de la Iglesia, es decir, prestar servicios concretos que el Papa va señalando.

Diego Padrón
Foto: Juan Carlos Hernández

Monseñor José Jiménez habló en nombre de monseñor Saúl Figueroa, Administrador Apostólico de la Arquidiócesis de Valencia y obispo de Puerto Cabello, quien se encuentra  en la Asamblea de Obispos en Caracas.

“Como Diócesis estamos contentos y orgullosos porque monseñor Diego Padrón es un hijo de estas tierras y su trayectoria como formador, porque es un educador nato. Ya tenemos dos cardenales carabobeños como son monseñor José Alí Lebrún y ahora monseñor Diego Padrón”, recordó.

“Tener un cardenal para uno siempre es motivo de inspiración para las nuevas generaciones”, recalcó.

Citó además que aunque estará trabajando en su parroquia, la Diócesis se refresca y se llena de orgullo, el saber que un pastor nuestro está con nosotros con esa lucidez.

La cercanía del Papa Francisco hacia la Iglesia se representa en este gesto que le dio a monseñor Diego Padrón. El Código de Derecho Canónico de la Iglesia destaca que la elección de los Cardenales son elegibles hasta los 80 años, por lo que el título que le concedieron a monseñor Diego Padrón fue como no elector.

Monseñor Jiménez anuncio que se preparan actividades, las cuales serán dadas  a conocer próximamente. Sin embargo, anunció que la primera será el próximo martes 18 de julio con la reunión del Clero Arquidiócesano, así como la celebración de la misa para dar gracias a Dios.

- Publicidad -spot_img
- Advertisement -spot_img
Últimas publicaciones
- Advertisement -spot_img
Más Leídas
Últimas publicaciones

Noticias relacionadas

- Advertisement -spot_img
× ¡Whatsapp La Calle!